Consejos prácticos para hacer un proceso de selección sin consultoras

Escrito por josé

Tiempo de lectura: 5 minutos

Si eres emprendedor y estás comenzando a contratar personal para hacer crecer tu negocio, es importante que primero evalúes si cuentas con el presupuesto suficiente para formar un área de Recursos Humanos o consultoras especialistas en captación de talento.

 

Si no cuentas con los recursos para llevar a cabo un proceso de selección a través de estas dos vías, no te preocupes. No es la idea que dejes de lado el core business de tu negocio, pero si cuentas con personas que cumplan con el perfil de realizar la tarea de captación de talentos, no tendrás problemas en hacer un proceso de selección exitoso.

 

Características básicas del entrevistador

 

Si serás tú o algún miembro de tu equipo quien realizará las entrevistas, es importante que te informes y estudies perfectamente los pasos a seguir en los procesos de evaluación más comunes.

 

Primero, es importante elegir a la persona indicada: hay que pensar en un tipo de persona idónea para realizar el proceso de selección. Esta etapa es fundamental, ya que de ella puede depender el éxito o el fracaso de la compleja tarea de lograr captar el mejor talento para tu empresa.

 

Pueden participar en una entrevista de trabajo:

 

-Responsable de recursos humanos

-CEO

-Jefe de departamento

-Compañeros de trabajo con experiencia en la empresa.

 

Debes considerar las habilidades del entrevistador: puedes estar frente al candidato ideal en una entrevista, sin embargo, el mismo entrevistador puede ser responsable de que esta persona no se sienta realmente cómoda y tome la decisión de abandonar el proceso.

 

Aquí influye la importancia de las habilidades que debe tener el entrevistador en un proceso de selección.

 

El entrevistador, debe reunir por lo menos los siguientes principios básicos:

 

-Ser flexible, espontáneo, sensible y empático.

-Ser analítico y darse el tiempo de escuchar al candidato.

-Contar con habilidades de comunicación e interpretativas.

-Ser objetivo y evitar los prejuicios y estereotipos durante la sesión.

-Experiencia en la toma de decisiones.

-Ser abierto de mente, ya que todos los candidatos entrevistados son diferentes.

-Comprender y aplicar los derechos asertivos básicos propios y del entrevistado.

-Realizar el mismo tipo de entrevista para todos los candidatos.

-Mantener la confidencialidad profesional. Cuando hacemos una entrevista estamos recogiendo datos personales que deben permanecer confidenciales. Además, se le debe informar al entrevistado de este hecho para generar mayor confianza.

 

Los pasos previos de realizar una entrevista de trabajo

 

Primero que todo, debes decidir si prefieres hacer un proceso de entrevistas grupales o individuales.

 

1.- Analiza el currículum del candidato: lo más probable es que sean muchos los currículums que recibas en un proceso de selección.

 

Sin embargo, para filtrarlos correctamente y elegir los mejores, debes tomar en cuenta los siguientes aspectos:

 

-El candidato debe explicar con claridad sus logros y contribución de cada uno de los puestos que ha ocupado.

-Es fundamental que la presentación no tenga errores ortográficos ni equivocaciones gramaticales relacionadas a la construcción de frases.

-Debe ser una presentación con un tono profesional.

-Es clave detallar las responsabilidades en los cargos anteriores. Resulta útil para el seleccionador que se especifique en qué consistió el rol del candidato.

 

2.-Planifica todas las preguntas: hacer las preguntas adecuadas es muy importante. Prepara una lista de las preguntas básicas que debes hacer, para tenerlas presente y asegurarte que cubrirás los aspectos básicos y también hacer las mismas preguntas a todos los candidatos.

 

El inicio de la entrevista es un momento clave para entrar en confianza y hacer que el candidato se relaje. Saluda de la mano al candidato para comprender su nivel confianza y entusiasmo.

No obstante, es muy importante que como entrevistador apliques ciertas cualidades: buenas habilidades comunicativas, una apariencia limpia, ordenada, maneras respetuosas y amigables.

 

Una buena práctica para que el candidato se sienta cómodo es hacerle preguntas neutrales o explicarle cuál es el trabajo y describir a la empresa; el plan de negocio, historia y planes futuros.

 

Después, dirígete al centro de la entrevista y haz preguntas de diversas áreas relacionadas con la experiencia, habilidades, preparación educativa y trabajos anteriores. Deja preguntas de respuesta abierta como por ejemplo: “háblame de tu último trabajo” o preguntas de seguimiento como “cuéntame por qué ocurrió esa situación” o “¿por qué hiciste eso?”. Esto hace que los candidatos no den respuestas automáticas.

 

En este link puedes ver algunas de las preguntas que deberías hacer.

 

3.- Prepara un ambiente grato: un ambiente tenso y sin las condiciones adecuadas, puede provocar que la entrevista no sea lo suficiente provechosa. Por lo mismo, es relevante crear un entorno agradable para que el desarrollo del encuentro sea el adecuado.

 

Como entrevistador, eres el principal encargado de generar o recrear un buen ambiente para que el postulante se sienta cómodo. Sin embargo, también puedes salir de lo tradicional y dependiendo del perfil de tu negocio, puedes optar por hacer la entrevista en un parque o en un café.

 

Lo más sencillo es que te expreses de manera agradable y amable. Incluso, dejando de lado los nervios y sonreír.

 

En la sala de reunión preocúpate de tener buena iluminación, un vaso de agua, galletas, ofrecer un café, o incluso ser divertido y decir una una broma amigable para romper el hielo, te puede ayudar a ver el verdadero potencial de los aspirantes al puesto de trabajo.

 

4.- Llegó el día más esperado: una vez que decidas si harás la entrevista grupal o individual, tienes que convocar a los candidatos a la cita de trabajo. Para esto, puedes usar el email o una llamada telefónica informando que ha pasado la primera prueba y te gustaría tener una reunión de trabajo de forma presencial.

 

Tomando en cuenta los consejos presentados anteriormente, solo dependerá de ti y tu desplante hacer una excelente entrevista para atraer el mejor talento a tu negocio.

 

Conclusión

 

Antes de decidir sobre los candidatos para ocupar un nuevo puesto de trabajo, deberás definir qué esperas del candidato que será seleccionado.

 

Una vez definido el puesto, las responsabilidades y habilidades requeridas, una buena práctica es crear una tabla de puntuación a cada uno de los requisitos. Entonces podrás tener un panorama de cada uno de los candidatos y te servirá para hacer el primer filtro y continuar con el proceso.

 

Verás que aplicando estas buenas prácticas no será necesario depender siempre de un área de Recursos Humanos o consultoras externas. Todo dependerá de tu habilidad para ejecutar la entrevista correcta.

 New Call-to-action


Déjanos un comentario


Posts más recientes

Subscríbete a nuestro blog